diumenge, 1 de març de 2009

PETA-ZETAS Y COCA-COLA

La mezcla de Peta-Zetas con Coca-Cola puede ser mortal.

Una de las mezclas alimenticias más asquerosas y que más se comentaban por su peligrosidad en los 80 era los "Peta-Zetas" con Coca-Cola. ¿Quién no recuerda al tipico chistoso de turno advirtiendo justo cuanto vas a comprar tu bolsita en la tienda de las chuches sobre las cualidades de esta golosina? Ese típico "ey! dicen que mezclar petazetas con cocacola te revienta el estomago". Seguro que alguna vez lo habreis oído. Muchos de vosotros, incredulos, seguro que os los habeis metido en la boca con el pensamiento de que lógicamente aquello era una tontería pero seguro que por si acaso no habeis probado beberos un traguito de cocacola no fuera que el niño cabron tuviese razón. Dicen que la reacción química que se produce es tan fuerte que tras su ingestión, el afectado comienza a emitir gran cantidad de espumarajos por la boca como si tuviera la rabia llegando incluso a la explosión literal del organo. Se comenta que ya han habido muertes de adolescentes que por imprudencia han desobedecido las advertencias y han acabado lamentandolo. En los 80 cuando surgió la golosina fué todo un bombazo en el mercado ya que no se habia inventado un producto con esas caracteristicas tan peculiares. El ruido que producía al introducir aquel producto en la boca hizo pensar en su composición química y el efecto que este tendría en el organismo. La cocacola por su parte se inventó mucho antes (sobre el año 1888) y casualmente tiene la misma sensación al entrar en contacto con la boca. Se pensó que estos dos productos que parecía que tenían una gran reacción al sumarlos sería lo más parecido a una explosión. El desconocimiento acerca de la composición de ambos productos hace que se cree una alerta sobre las posibles consecuencias para la salud. Obviamente que las tiene, puesto que no debe de ser muy sano además de asqueroso, pero no es motivo para una muerte repentina tan gore como se nos explicaba. La culpa de todo lo tiene el anhídrido carbónico cuando ya que cuando se junta con la humedad de la lengua crea el mismo ruido que las burbujas de la cocacola y la golosina en cuestión.

1 comentari:

NaT_croak ha dit...

Jajaja nunca había oido tal cosa, claro que yo naci en el año 90 y en mi infancia no se llevaba mucho, lo que si se escuchaba por aquel entonces es que la fanta o cualquier gominola daba cáncer xDDD