dilluns, 6 d’abril de 2009

ANTISUICIDAS EN LOS METROS DE TOKYO

El número de suicidios en Japón es alarmante. Uno de los más “socorridos” es lanzarse al paso del convoy del metro. O, al menos, era. Y es que las autoridades de la ciudad han colocado barreras en las estaciones de aproximadamente un metro y medio de alto. Así, cuando alguien desee acabar con su vida en la estresante ciudad capital del país del sol naciente, tendrá que esperar a llegar a casa o a la azotea de su edificio de oficinas. Y cientos de miles de trabajadores no llegarán tarde al trabajo.